Páginas

viernes, 19 de abril de 2013

Pizza casera vegetal



Fuente: propia.  Bueno, ya por fin viernes y eso significa....... pizza casera!. Una cosa y un aviso:  desde que empecé a hacer yo mismo la masa ya no he vuelto a comprar una pizza envasada. No merece la pena algo tan fácil y sobre todo tan sano llenarlo de aceites vegetales, almidones, conservantes, colorantes, aceites hidrogenados, etc...  Tan sólo hace falta 1 hora de tiempo de levado mientras la levadura hace su trabajo.
En este caso es una pizza de verduras pero se le puede poner lo que queráis. La preparación sería sobre la masa echar el tomate frito, la mozzarella y los ingredientes que queramos terminando con un toque de hierbas aromáticas como orégano, albahaca, ...

Qué lleva la masa (para una pizza de 28cm.)


  • 120 ml. de agua templada
  • 25 ml. de aceite de oliva virgen
  • 1/3 de pastilla de levadura fresca (suelen ser de 25 gr. osea unos 8 gr)
  • 240 gr. de harina
  • Sal (una cucharada tamaño café)
  • Orégano molido, orégano seco y albahaca.
Qué lleva sobre la masa:
  • Tomate frito 
  • Mozzarella rallada
  • Verduras en cuadraditos (cebolla, calabacín, berenjena, champis, pimiento....)

Cómo se hace:
  1. En un bol grande echamos el agua, el aceite y la levadura y batimos hasta que se disuelva ésta última.  Ahora añadimos la harina, la sal y una cucharada pequeña de orégano en polvo. Removemos con un tenedor hasta que la masa se compacte y cuando no podamos trabajarla más usamos las manos y amasamos unos 3-4 minutos.  Volvemos a poner la masa hecha una bola en el bol y metemos en una bolsa de plástico en un lugar templado 1 hora.
  2. Mientras tanto vamos pochando las verduras unos minutos en una sartén con un poco de aceite. Si os gustan las verduras crujientes omitid este paso. 
  3. Pasada esa hora encendemos el horno a 220º. Sacamos la bola de la bolsa, amasamos un poco sobre la encimera enharinada y con el rodillo le damos forma redondeada o rectangular si hacemos el doble de masa.
  4. Ponemos papel de hornear en la bandeja del horno y colocamos la masa. Extendemos una capa de tomate frito (si es casero mejor), ponemos mozzarella rallada cubriendo y echamos las verduras por encima. Finalmente espolvoreamos hojitas de orégano seco (tengo la suerte de, gracias a Meli, disponer de orégano casero que dá 3 o 4 veces más aroma que el industrial y es delicioso) y albahaca fresca  muy picada.
  5. Una vez el horno ha llegado a 220º metemos la pizza y horneamos 20-25 minutos. Sacamos del horno y decoramos con unas hojas de albahaca fresca. El resultado será este, mirad la esponjosidad de la masa:

Nota: Si queréis la masa súper alta, no estiréis demasiado la masa y meted la pizza cuando el horno esté a 100º, subirlo a 220, y así tendrá un "pre-levado"y la masa crecerá y crecerá....
        Si quereis la masa fina, estirad bien la masa dejándola bien fina y meted con el horno bien caliente bajando luego a 220º.

0 comentarios :

Publicar un comentario