Páginas

lunes, 9 de diciembre de 2013

Pimientos asados caseros


Fuente: Propia. Que decir de esta deliciosa ración de pimientos asados que no diga ya la fotografía de por sí. Tiernos, jugosos, suaves e intensos a la vez... los pimiento asados pueden ser servidos tanto solos ( como en la fotografía ) como en ensaladas, guisos, raciones ... con la ventaja de poder conservarlos todo el año envasados en tarros debidamente sellados al baño maría. Un ejemplo de otros usos los tenéis aquí:
Ensalada de pimientos asados, ventresca y anchoas
Ensalada de pimientos asados y lomos de bonito en aceite (todo casero)
Rollitos de pollo rellenos de pimientos asados y mango
Pudin de pimientos

Qué lleva:

  • 6 pimientos asados grandes y carnosos
  • Aceite de oliva
  • 2 dientes de ajo
Cómo se hace:
  1. Calentamos el horno a 180º. 
  2. Untamos los pimientos con aceite de oliva y los colocamos en la bandeja del horno. Echamos medio vaso de agua y los metemos en el horno 1 hora ( a la media hora damos la vuelta a los pimientos para que se asen bien por ambos lados) a 180º.
  3. Pasada la hora apagamos el horno y dejamos los pimientos dentro que se vayan templando y sea más fácil quitarlos la piel como veis en las fotos de abajo:

    4.  Una vez pelados los cortamos en tiras y bien guardamos en tupper y congelamos o bien hacemos conserva en tarros al baño maría.
     5.  Para servir presentamos las tiras de pimientos aliñadas con láminas de ajo, sal y aceite de oliva virgen.
Pimientos asados caseros




0 comentarios :

Publicar un comentario